La pelea de fondo entre el Gobernador y los senadores

Los senadores provinciales santafesinos son como en la antigua Roma. Personajes comparables, a los plebeyos que entraban en el Senado, no lo hacían por mérito, sino por su riqueza. En estas circunstancias, sus intereses de clase eran coincidentes con los de la nobleza patricia.

La pelea de fondo entre el Gobernador y los senadores

27-12-2017 09:00 hs.

Hoy los senadores son fuertemente cuestionados por manejar subsidios mensuales de 800000 pesos por mes y la obra publica de sus departamentos. Y la pelea de fondo con el Gobernador, es la causa que Fiscales provinciales llevan adelante, sobre el manejo de estos dineros oscuros. Hoy en Rosario 12 Miguel Lifschitz expresa su fastidio.


Miguel Lifschitz advirtió ayer sobre la decisión de la Legislatura de postergar el tratamiento del Consenso Fiscal que firmó con Mauricio Macri hasta febrero o marzo del año que viene. "Si no lo aprueba sería muy negativo para la provincia", apuró el gobernador. "Perderíamos varios miles de millones de pesos" y se caería "el compromiso de la Nación para saldar la deuda" por los 51 mil millones de pesos a partir del 31 de marzo. Rodeado por periodistas de la Casa Gris, Lifschitz ponderó la relación con Macri, "siempre ha sido buena" y "la vamos a mantener de la misma forma", dijo. Y cambió el tono cuando escuchó la pregunta que más le gusta: si en 2018 promoverá la reforma de la Constitución de Santa Fe. "Vamos a seguir conversando en procura de un consenso con las fuerzas políticas, tenemos enero y febrero, que son buenos meses para alterar el descanso y los diálogos para buscar acuerdos", adelantó.


Lifschitz habló del trámite del Consenso Fiscal en la Legislatura por primera vez desde que el presidente de la Cámara de Diputados Antonio Bonfatti dijera que "no era un consenso, sino una imposición, una coerción de Macri a los gobernadores". El mandatario incluyó el asunto en las sesiones extraordinarias, pero el Senado lo mandó a dos comisiones y pasó su tratamiento hasta el año que viene.

La semana pasada, el Movimiento Obrero Santafesino (que aglutina a las cinco seccionales de la CGT, la CTA, el Movimiento Sindical Rosarino y los principales sindicatos de la provincia) ya le anunció a Bonfatti y al vicegobernador Carlos Fascendini que convocará a una marcha a la Legislatura cuando comience el debate, así que ambos se comprometieron a constituir "una mesa de diálogo" sobre el Pacto Fiscal y su impacto en la provincia.

 

Ayer, le preguntaron a Lifschitz qué pasaría si la Legislatura no aprueba lo que firmó con Macri. "Sería muy negativo para Santa Fe", advirtió el mandatario. "El Consenso Fiscal es un acuerdo que tiene ventajas y compromisos para la provincia. Si la Legislatura no lo aprueba, el acuerdo perdería valor. Perderíamos muchos recursos: la compensación del impuesto al revalúo de activos, la cobertura de parte del déficit de la Caja de Jubilaciones, la distribución del Fondo Sojero, entre otras cosas que están condicionadas a la aprobación del convenio. Sería muy negativo, porque perderíamos varios miles de millones de pesos sin ningún tipo de compensación. Y se caería el compromiso de la Nación para saldar la deuda (por los 51 mil millones) a partir del 31 de marzo", explicó.

-‑¿Cómo sigue su relación con Macri?

-‑La relación siempre ha sido buena y de contacto permanente, por lo menos en el último año. Obviamente, hay temas en los que coincidimos y en otros no. Pero la relación es buena y vamos tratar de mantenerla de la misma forma durante el año 2018.

Lifschitz cambió el tono cuando un colega lo sorprendió.

--¿Tiene pensado ir por la reelección?

-‑No, no. De ninguna manera, porque la Constitución no lo permite -dijo. Y ahí aclaró que promovía la reforma, pero "no por la reelección del gobernador" sino para "aggionar la Constitución de Santa Fe a los cambios que se han producido en el país y en la Constitución Nacional". "Y también en perspectiva de futuro" para garantizar derechos (al ambiente, al agua, a los niños, niñas y adolescente, a los adultos mayores) e "incorporar el nuevo sistema penal y evitar discusiones como las que hubo entre la Legislatura y el Ministerio Público de la Acusación, entre otros muchos cambios que son indispensables. Si se promueve un proceso de reforma, si hay consenso en todos estos temas, probablemente también se incorpore el tema de los mandatos, tanto del Poder Ejecutivo como de los legisladores, pero eso de ninguna manera habla de la posibilidad de una reelección".

-‑Usted dijo que no está lejos de un consenso. ¿Es así?

-‑En política, uno nunca está demasiado cerca ni demasiado lejos. Hay conversaciones, diálogos, los contextos políticos influyen, para bien o para mal. Los contextos políticos en la Argentina son muy dinámicos, no tanto los de Santa Fe, donde hay más estabilidad política, pero nos cruzan las situaciones nacionales. Lo que ocurrió en el Congreso con la ley previsional alteró los ánimos de la política nacional y eso influye en Santa Fe. Pero vamos a seguir conversando, tenemos enero y febrero, que son buenos meses para alternar el descanso y los diálogos en busca de acuerdos ‑concluyó.

25-04-2018 08:31 hs.

19-04-2018 07:15 hs.

02-04-2018 20:39 hs.

07-03-2018 16:10 hs.

09-02-2018 11:31 hs.

26-01-2018 19:33 hs.

13-01-2018 10:47 hs.

06-01-2018 07:10 hs.

05-01-2018 12:29 hs.